Go to Top

Carta abierta a un alumno nuevo en su primera clase

Por Barbora Simek

Querido Alumno Nuevo,

Bienvenido. Te guste o no ahora ya formas parte de la familia Bikram. Ya sea que la clase de hoy se convierta en algo especial de lo que te rías con tus amigos, una rutina diaria, un pasatiempo ocasional o una obsesión, tu experiencia hoy se quedara contigo para siempre. Esto significa que yo tengo noventa minutos, y solamente noventa minutos para enseñarte una práctica a la que he dedicado una parte de mi vida, mi corazón y mi cuerpo también. Así que escucha con atención, porque esto es muy importante, esto puede cambiar tu vida en maneras en las que nunca pensaste posible.

Sé que el salón es caliente y las posturas son difíciles. Esto no es porque estamos tratando de probar algo. Esto es por estos elementos específicos: las posturas, el calor, los espejos, el estilo de enseñanza- están perfectamente combinadas para sanar tu cuerpo, tu corazón y tu mente.

Sé que hay mucha gente. Esto es porque mientras más podamos practicar juntos, más energía podremos compartir. Tus vecinos te ayudarán a través de la clase, te inspirarán, se harán tus amigos y a lo mejor se volverán tu prometido o prometida (Esto ha ocurrido más de una vez!) Así que sé amable, se paciente, porque entre más paciente seas con la gente aquí adentro, más paciente serás con la gente en el mundo afuera.

Sé que mi voz es fuerte. No es porque quiero dominarte. Mi voz es la mejor herramienta que tengo, junto con el diálogo (las instrucciones), para ayudarte hoy durante la clase. Cuando te sientes débil, mi voz será fuerte para apoyarte. Cuando estés cansado mi voz será enérgica para levantarte del piso. Cuando estés desanimado, yo te animaré. Todo esto es lo que haré con mi volumen, entonación y mis palabras. Quiero que escuches cuánto me importas tú y tú práctica.

Si, nuestra vestimenta es ligera. Esto no es porque seamos vanidosos. Esto es porque hace calor y porque cuando puedes ver tu cuerpo completo en el espejo puedes hacer ajustes más fácilmente y aprender a apreciar lo que ves (a ti mismo). La ropa ligera no te estorbará, te servirá para poder enfocarte en la práctica en vez de ajustarte los shorts para triángulo. Con el tiempo hemos aprendido en este salón que, por el contrario a lo que el mundo dice, todos somos hermosos y todos deberíamos ser apreciados. Así que usa shorts pequeños,  los AMAMOS en nosotros y en los demás.

No, querido alumno nuevo, no puedes hablar; no es porque yo quiera callarte. Quiero que tu voz llene los pasillos, el vestidor y la recepción. Quiero que tu voz sea una de las muchas voces que se crean en la siempre creciente red de la comunidad de Bikram Yoga. Pero, en el salón de yoga, quiero que escuches. Primero a mí, para que puedas hacer tu clase de forma segura, pero más importante, para que te escuches a ti mismo. Yo sé que intentas con todo tu esfuerzo y escuchas a mucha otra gente todo el día. Hoy comienzas a aprender a escucharte a ti mismo: a tu respiración, a tu corazón, a tus verdaderos pensamientos. Disfruta la oportunidad y no la desperdicies hablando.

Debes permanecer quieto nuevo alumno; no porque quiera controlarte. Debes permanecer quieto para que puedas dejar ir todas las distracciones y conectarte con los muchos beneficios de esta práctica. Trabajas fuerte en tus posturas para abrir tu cuerpo y cuando te quedas quieto, tus células se recuperan y empieza el proceso de curación. Dale a tu cuerpo la oportunidad de curarse.

Yo sé que algunas veces mis bromas no son graciosas. Pero no la llamamos  “cámara de la tortura” porque disfrutemos de tu incomodidad. Trato de aligerar lo difícil de esta práctica porque todos sabemos que es difícil. Cada maestro que tengas, yo incluido, ha llorado aquí y también se ha querido salir. Por eso bromeamos, porque entendemos lo difícil que es esto. El hecho de perseverar y ser constantes, es lo que nos conecta a todos en el salón. Quiero que esta experiencia sea por lo menos un poco divertida.

No te corrijo porque no crea que tu esfuerzo sea bueno, Alumno Nuevo. Yo sé que has tomado otras clases de yoga, o que el cuerpo te duele por tus lesiones y que has pasado por muchas cosas en la vida. Sabiendo todo esto me hace querer ayudarte aún más, y la mejor manera que conozco para ayudarte, es enseñándote como hacer las posturas con lo mejor de tus habilidades y te prometo que es suficiente. Si hoy simplemente imaginas tu postura de una forma diferente por alguna corrección, entonces estás en el camino a una mejorada práctica, cuerpo y vida.

Está bien sentirte emocional durante clase. Este es un espacio seguro, todos hemos estado ahí. Recuerda que este es un lugar de sanación y a veces tu cuerpo se aferra a tus emociones aun cuando la mente las ha liberado. Simplemente llora; como quiera que sea, todos pensarán que es sudor.

Regresa Alumno Nuevo. Lo hiciste bien hoy. Recuerda la peor clase es aquella a la que no vienes. No puedo esperar a que veas cómo esta serie de posturas puede cambiar tu vida y yo estoy aquí para ayudarte en cada paso del camino.

Con amor,

Tu maestro de Bikram Yoga